La información genera la energía para el cambio y las decisiones acertadas

¿Qué es?
Un plan abierto basado en un método de exploración adaptado a la empresa y a sus objetivos que trata de extraer la información más relevante y objetiva para las decisiones más acertadas.

El Aura entendida como la información que genera la energía para el cambio y las decisiones acertadas. Mostrar lo invisible para muchas empresas por la contaminación de sus propios modelos, de su propia actividad, de sus propias expectativas… Y aprender a mirar desde fuera.
Un plan con múltiples aplicaciones: ajuste entre las metas de la empresa y de sus colaboradores, calidad de servicio, clima laboral, comunicación interna y externa, motivación, mejora y seguimiento de procesos y procedimientos, sensibilidad del cliente hacia aspectos del producto o servicio, sensibilización al cambio, trabajo en equipo, valoración de la fuerza de ventas, valoración de contextos de producto: atributos, oferta, target…

¿Cómo?
1) Definiendo conjuntamente con tu empresa los objetivos concretos y consensuado los indicadores necesarios.

2) Captando la información mediante un método que utiliza las mejores técnicas de recogida de datos basado tres principios:
• Acciones para la generación de una zona de comodidad. Generando contextos y situaciones que sirven de excusa (“lo que se ve no es lo que parece”) para observar la información objetivo y donde los colaboradores y/o clientes puedan expresas sus ideas, opiniones, percepciones tal como las sienten evitando condicionar.
• Observación experta. Profesionales entrenados en metodología de observación y capaces de provocar las situaciones y contextos para la recogida de información objetivo.
• Relevancia. Información cualitativa y cuantitativa con criterios de importancia y utilidad.
3) Analizando la información y generando informes y planes de mejora
4) Implantando el plan de cambio
5) Realizando el seguimiento del plan y las acciones de mantenimiento de los resultados marcados como objetivo.

Qué beneficios obtengo
• Un servicio flexible y adaptado a la necesidad real de la empresa.
• Posibilidad de colaboración del propio personal de la empresa.
• El coste de una planificación adecuada es SIEMPRE inferior a reparar los resultados de una mala decisión.
• Dimensionamiento ajustado. Porque sólo se contrata lo que se necesita.
• Retorno real de la inversión de tiempo dinero: fidelización de clientes, optimización de procesos y procedimientos, ventas, reducción de errores…